La mayor parte de los manuscritos antiguos de Tombuctú parecían estar sanos y sin daños después de 10 meses de ocupación de la ciudad del Sáhara por parte de combatientes islamistas, según expertos, que desestimaron las noticias de que hubo una amplia destrucción. En la imagen, un guardia de un museo trabaja entre cajas de antiguos manuscritos. REUTERS/Benoit Tessier